Biblioteca Libroalegre: El rol de los adultos que hacen compañía

Jornadas completas pueden disfrutar los niños y niñas jugando y leyendo en la biblioteca. No hay tiempo para aburrirse: siempre hay un buen libro o un divertido juguete al que acercarse. Cuán provechosa sea la jornada, depende de las ganas de los pequeños y también de la motivación que tengan los adultos que los acompañan.

El rol del adulto es sumamente importante en la motivación de los niños al momento de leer. Sean los padres, hermanos, tíos o amigos, el adulto siempre es un referente a imitar cuando el niño siente admiración por él, por lo tanto, al mostrarle la maravilla de la lectura de libros, es su deber revisar los libros y permitir que las historias entren en su mundo interno primero, de esta manera, al momento de leer con el niño o niña, los pequeños sentirán el disfrute, las emociones y las ganas de quien les lee, lo que hará significativo el relato y el momento. Así, se fortalecerá la unión entre placer y lectura y comenzará a quedar grabado en su memoria emotiva y también corporal.

familia lectora

leyendo jugando Leyendo juntos

Por otro lado, en la Biblioteca Libroalegre, contamos con algunos importantes títulos infantiles que tratan temáticas especiales porque, para algunas personas, pueden resultar conflictivas o tratar sobre temas tabú o poco frecuentes de encontrar en libros escritos para niños, como  por ejemplo, libros que hablan sobre la muerte, sobre la violencia, sobre el manejo de las emociones, la sexualidad, la mentira y el dolor, por esta razón recomendamos que el adulto que cumple el rol de mediador esté preparado para presentar este tipo de lecturas y no descubra el relato al mismo tiempo que el niño sino que lo haya interiorizado en una lectura anterior. En una oportunidad, una madre se acercó a nosotros diciendo que se habían llevado a casa un libro demasiado violento y que las ilustraciones mostraban una realidad que ella no estaba interesada en presentarle a su hija pequeña. En esta situación, la madre pudo haberse evitado un momento incómodo de haber revisado antes el libro.

 Si se trata de un adulto cercano, conocerá gustos e inquietudes y podrá escoger el libro más idóneo para compartir con el niño, según su edad, intereses y contexto emocional.


Sala de juguetes: Convivencia entre el juego y la lectura

En la Libroalegre, contamos con una gran variedad de juguetes didácticos para todos quienes nos visitan: hay rompecabezas, juegos de memoria, de ejercitación motriz, pistas de autos para armar, muñecos y muñecas, accesorios para jugar a cocinar, etc. Estos juguetes facilitan la interacción entre los niños, ya que los reúne y los invita a conversar y a compartir con otros. Además, crean una instancia de complicidad entre niños y adultos, quienes se divierten jugando juntos. Es muy importante cómo los acompañantes no dejan su rol en la sala de juegos y continúan siendo un apoyo para los niños.

Hay  niños que se sienten muy atraídos por los juguetes y pasan de largo por entre los libros para ir directamente hacia ellos. Esto es lógico, ya que tienen más cercanía y vinculación con el juego que con la lectura. En estos casos, se debe dejar jugar a los niños todo lo que ellos quieran y acompañarlos en su juego. De a poco, se puede ir mezclando la actividad con la lectura. El niño aceptará, dependiendo del entusiasmo que vea en el adulto al presentarle el libro y de cuánto vea que su acompañante disfruta el tiempo leyendo. La elección de un  buen libro es fundamental.juego y lectura

La mayoría de las familias que nos visitan, combinan equilibradamente las actividades del
juego y la lectura. Hay familias que al llegar, leen libros en conjunto durante un tiempo estipulado y luego se van a la sala de juegos. Otras familias, entregan los libros que llevaron a casa y disfrutan el tiempo jugando en la biblioteca hasta que se acerca la hora de marchar, entonces revisan algunos libros y escogen tres para leer en su hogar. Otras familias primero juegan y después se dedican a leer y hay otras, que llevan libros a la sala de juegos y entre juego y juego, entran en las historias. También hay familias que se quedan entre los libros durante toda la jornada y no se mueven de los sillones más que para ir por más libros.

Sala de juegosSea como sea, los adultos que acompañan tienen la importante misión de poner atención a los intereses de los niños y niñas, escuchar respetuosamente y observarlos, para tomar las decisiones correctas, tanto en las temáticas de los libros que escogen presentar como en los momentos oportunos para hacerlo. La lectura debe ser una actividad placentera, si no es así, conviene dejar el encuentro entre niños y libros para otra oportunidad.

juego y lectura 2familia